Historia de la Estatua de la Libertad

La historia de la Estatua de la Libertad comienza 20 años antes de su inauguración. La idea de construir una estatua fue propuesta por primera vez en 1865 durante una cena a la que asistió el escultor francés Frederic August Bartholdi. La conversación giró en torno a los Estados Unidos por el éxito de la construcción de una nación democrática tras los años de dominio británico.

La conversación liderada por Édouard de Laboulaye, escritor activista contra la dictadura francesa de Napoleón III, derivó en la necesidad de un gran gesto en forma de escultura para enseñar al mundo el camino correcto. Francia debía hacer un regalo a Estados Unidades para mostrar su apoyo al liderazgo del país en la promoción de la democracia en todo el mundo. Así nació el proyecto que terminaría en la construcción de uno de los símbolos contemporáneos más reconocidos.

¿Quién hizo la Estatua de la Libertad?

La estatua de la libertad fue diseñada por el escultor francés Frederic Bartholdi, mientras que la estructura de acero fue diseñada primero por Eugene-Emmanuel Viollet-le-Duc y, tras su repentino fallecimiento, mejorada y terminada por Alexandre-Gustave Eiffel, el creador de la Torre Eiffel.

Eugene Emmanuel Viollet, Frederic Barthold y Alexandre-Gustave Eiffel
Eugene Emmanuel Viollet, Frederic Barthold y Alexandre-Gustave Eiffel

 

¿Por qué Bartholdi? Conoce la historia del Escultor de la Estatua de la Libertad

El origen del monumento

La discreción del escultor durante largo proceso de creación y construcción de la estatua nos ha privado de conocer todos los detalles de su concepción. Teorías hay muchas, como por ejemplo que Bartholdi pretendió unir el significado de la diosa Libertas y la grandeza del Coloso de Rodas.

libertas estatua de la libertad
La Diosa Libertas y la Estatua de la Libertad.

A simple vista el parecido es claro, pero hay una diferencia evidente. Su rasgo más icónico está fuera de lugar. La enorme corona de siete puntas que adorna su cabeza no aparece en las representaciones romanas de Libertas. ¿Podría su corona revelar la identidad secreta de la dama?

Algunos expertos consideran que esta misteriosa corona es una pista, y para ello han investigado otra imagen que muestra a la diosa Libertas usando la misma corona, la del sello de la República Francesa. Es una diosa de la libertad, y como se puede ver, lleva una corona con púas.

Moneda de la República francesa, con la diosa Libertas, pero ya con corona.
Moneda de la República francesa, con la diosa Libertas, pero ya con corona.

Entonces ¿de dónde sacó el escultor su idea para este diseño? Ya en en la época de Bartholdi existían imágenes de la diosa de la libertad sin el tradicional tocado griego o romano llevando una corona de rayos de sol. Las antiguas representaciones de la diosa no la mostraban usando una corona solar.

Sabemos que le interesaban las grandes estatuas. Le fascinaban. Y siempre dijo que quería construir algo así. Bartholdi intentaba remontarse en el tiempo hasta un monumento que los expertos creen que tenía un tocado muy parecido: el coloso de Rodas. La estatua gigante era una de las siete maravillas del mundo antiguo.

Fue erigida en Rodas hace más de 2.300 años, pero fue destruida 66 años después de su construcción. Era una gran estatua, una estatua enorme de 133 metros de altura, que representaba a Helios, dios del Sol, que portaba una antorcha y lucía una corona de rayos que representaban los rayos del sol. Entonces ¿es la estatua de la libertad un homenaje al coloso de Rodas?

coloso de rodas
Recreación histórica de El Coloso de Rodas.

 

Hay algunas certezas poco conocidas, como el hecho de que, en realidad, ya había pensado en la idea mucho tiempo antes.

La primera empresa importante en la que se aventuró Auguste Bartholdi en el diseño de un gran monumento siguiendo la tradición del Coloso de Rodas se llamó Egipto lleva la luz a Asia.

En 1867, el escultor propuso la construcción de este coloso para el gobernador reinante de Egipto, Isma’il Pasha. Tomando la forma de una campesina egipcia velada, la estatua tendría una altura de 26 metros y su pedestal mediría 14,6 metros de altura. Temiendo que el proyecto fuera excesivamente caro, Isma’il Pasha rachazó la oferta en 1869.

egipto da luz a asia escultura
Esculturas de arcilla diseñadas por Bartholdi para su proyecto en Egipto, que fue rechazado.

Decepcionado por la respuesta negativa, Bartholdi decidió aceptar el proyecto más político de Laboulaye. Entre 1870 y 1871, hizo varios modelos de arcilla de la diosa de la Libertad, esta vez para instalarse en la nueva cuna de la democracia: la ciudad de Nueva York.

orígenes en arcilla diosa de la libertad
orígenes en arcilla de la diosa de la libertad

El modelo de la izquierda muestra a la Libertad con una antorcha en su mano derecha y parte de una cadena rota en su mano izquierda. La figura esculpida de la derecha se ajusta a la imagen que todos tenemos en mente sobre la Estatua de la Libertad. Es el nacimiento visual del icono.

Su mano derecha se alza sosteniendo una antorcha, mientras que su mano izquierda sujeta la tabla que representa el derecho constitucional; sobre su cabeza lleva una diadema y a sus pies se encuentra la cadena rota de la opresión. Su paño romana posee un estilo clásico en cada uno de sus pliegues.

Los expertos creen que está inspirada en Libertas, la diosa romana de la libertad. De hecho, su verdadero nombre es “La libertad iluminando al mundo”.

Para 1871, al término de la dictadura francesa, él ya había desarrollado un concepto completo para la estatua y fue entonces cuando viajó a Nueva York para promover la idea en los Estados Unidos. Cuando llegó en barco al puerto de la isla de Bedloe, sabía que era el lugar perfecto para acoger la Estatua de la Libertad, el símbolo que debía recordar al pueblo estadounidense la importancia de la independencia lograda 100 años antes.

acuarela isla de Bedloe
Acuarela pintada por Bartholdi en 1875 simulando cómo quedaría el emplazamiento de la estatua en la Isla Bedloe.

Estados Unidos aceptó la propuesta de Bartholdi. Acordaron que la estatua se construiría en Francia y la base (pedestal) en los Estados Unidos. A su regreso a Francia, Bartholdi se puso a trabajar en un modelo concreto, que fue aprobado en 1875. En 1877, el gobierno de Estados Unidos declaró oficialmente la isla de Bedloe como lugar para instalar la Estatua de la Libertad.

El enigma de la cara

Bajo este simbolismo, y oculta bajo la enorme corona de siete puntas que adorna su cabeza, ¿podría estar la cara de una persona real?, ¿cuál fue la inspiración de este rostro?, ¿lo tenía el escultor en mente?, ¿o utilizó una persona como modelo?

No lo sabemos porque no lo dijo. A pesar de la falta de pruebas, muchos sostienen que Bartholdi basó los rasgos de la estatua en una persona real. Las teorías van desde su esposa hasta su madre. Incluso siempre ha existido el debate de si es la cara de un hombre o de una mujer.

Cuando llegó a Nueva York en 1871, le escribió a su madre a diario, y esas cartas aún se conservan. Pero en ninguna de ellas menciona en quién se inspira el rostro de la Estatua de la Libertad. Si hubiera sido la cara de su madre, ¿por qué no se lo dijo? Seguramente le habría gustado saberlo.

estatua libertad cara rostro
Las teorías apuntan a que Bartholdi (izqda.) se inspiró en el rostro de su madre (dcha.), ¿pero por qué nunca se lo dijo?

Charlotte Bartholdi era la madre del escultor. Y sabemos que estaban muy unidos. Eso explicaría por qué uso su cara de forma inconsciente. Existen pruebas bastante sólidas de que Bartholdi no quería que su estatua se pareciera a nadie en particular porque debía representar ideales abstractos como la libertad. Si se parecía demasiado a alguien, la gente podría arrebatarle esa cualidad e identificarla con una persona concreta.

Sin embargo, y a pesar de que la estatua era abstracta, Bartholdi debía asegurarse de que se pareciera a un rostro humano. Dada la conexión emocional entre él y su madre, los expertos consideran que se apoyó en sus rasgos de su madre inconscientemente.

La Construcción de la Estatua de la Libertad

Para realizar la construcción, el diseño de Bartholdi se trasladó a moldes gigantescos de madera. Los trabajadores martillaron láminas de cobre en ellos para conseguir las formas deseadas.

La estatua hueca de cobre estaba adosada a una estructura de hierro y acero para soportar su peso y aportar la estabilidad necesaria. Su todavía hoy admirado diseño interior fue obra de Alexandre Gustave Eiffel, que unos años más tarde pasaría también a la historia como el creador de la torre más famosa del mundo.

taller estatua de la libertad
Taller de construcción en Francia, con los trabajadores manejando las láminas de cobre.

¿De qué está hecha?

El creador de la estatua se propuso construir un coloso antiguo en un mundo moderno, pero ¿cómo hicieron una estatua mucho más grande y evitaron que sufriera el mismo destino? ¿Y cómo afectó la elección de los materiales a su aspecto actual? 28.000 kilos del cobre más puro conforman la piel de la estatua en más de 300 placas. Cada una de ellas tiene 2,2 milímetros de espesor.

Cuando la construyeron no era verde, eso siempre sorprende. Es cierto que una capa de pátina verde, que en algunas partes es tan gruesa como las placas de cobre, cubre todas las superficies. Pero si eliminásemos 30 años de oxidación veríamos el verdadero color de esta dama. Cuando se construyó era como un reluciente coloso dorado de la antigüedad que se alzaba por encima de la Nueva York del siglo XIX.

Construcción del molde de la mano que sostiene la tablilla.

Pero ¿por qué Bartholdi eligió las placas de cobre? Sobre todo, teniendo en cuenta que El Coloso de Rodas fue construido de una forma muy diferente, usando un antiguo método de fundición de bronce. Los expertos saben que el bronce fundido es un método mejor. El Coloso era mucho más fuerte que la Estatua de la Libertad y, además, cuando se expone a los elementos, el cobre se vuelve verde con el tiempo. En comparación con el bronce fundido, el cobre repousser es más débil y requiere más trabajo.

Pero en lugar del bronce, Bartholdi eligió el cobre. Un metal no apto para la fundición. El cobre obligó a sus trabajadores a utilizar una técnica especial llamada repousser, que consiste en dar forma al metal martillando desde el reverso. Crearon un molde negativo en madera, y luego, mediante una serie de técnicas, amartillaron el metal hasta que adoptó la forma adecuada, para después clavarlo en la estructura de la estatua.

¿Por qué cobre? Pues porque, a pesar de todos sus defectos, tiene una gran ventaja. Era mucho más barato que el bronce fundido, así que sólo se trató de una decisión económica para ahorrar dinero.

Según la leyenda, el coloso de Rodas fue construido a partir de las armas de bronce requisadas en una guerra, pero Frederic Bartholdi no tenía esta ventaja. Estaba limitado por el dinero, y tuvo que reunir fondos para hacer realidad su visión. La Estatua de la Libertad fue un regalo, y por ello la persona que controlaba el dinero también elegía el material a emplear. Así que Bartholdi no tuvo más remedio que estar de acuerdo.

La Estatua de la Libertad por dentro: toda una obra maestra de ingeniería

El famoso coloso de Rodas en el que se inspira era más pequeño y se construyó con materiales más resistentes. Sin embargo, fue destruido por un terremoto después de solo 66 años. ¿Cómo se aseguraron los ingenieros de la estatua de la libertad de que resistiera más que su antepasado griego?

Es una estatua asombrosa por fuera, con todos los elementos que a la gente le gusta ver. Pero por dentro tiene una estructura increíble, y es incluso más interesante. Bajo su túnica, hay un entramado oculto de intrincada metalistería.

interior estatua livertad
El interior de la estatua está formado por una estructura cruzada de hierro y acero.

Un enorme pilón central la ancla al pedestal y actúa como columna vertebral para las vigas de acero que soportan una estructura de finas barras metálicas que se adhieren a su piel de cobre. Pero ¿cómo este marco aparentemente frágil la hace más fuerte que todo lo que se ha construido antes?

Los expertos consideran que El Coloso de Rodas debió romperse por los tobillos, y por eso cayó toda la estructura. Se cree que el creador de la Estatua de la Libertad tuvo esto en cuenta. Por nuestra anatomía somos grandes por el centro y nos vamos estrechando hacia los tobillos, así que esa es también la parte más débil de una estatua.

Las piernas y los tobillos estrechos del Coloso lo hacían vulnerable. Así que la Estatua de la Libertad fue diseñada para tener una túnica ancha y fluida alrededor de la base. La túnica la hace más fuerte a nivel estructural. Eso también la ayuda a lidiar con una amenaza: los fuertes vientos. La estructura en sí es una piel de cobre muy fina, y a pesar de tener la forma adecuada, e incluso la buena geometría que le proporciona la túnica, está la cuestión de cómo hacerla lo suficientemente fuerte para que soporte la fuerza del viento.

Muchos se preguntan ¿por qué el viento no ha arrancado la fina piel de cobre de la estatua? Para dar estructura a la enorme estatua, el artista contrató a uno de los ingenieros más famosos y posiblemente el mejor de Francia en la época. Bartholdi reclutó a una estrella de la industria de la construcción que poco después crearía la torre más famosa del mundo: Gustav Eiffel.

estatua de la libertad estructura interna

Detrás de la construcción hay otro nombre clave, menos conocido pero igualmente fundamental para el éxito del proyecto. El Ingeniero estructural Maurice Koechlin, autor también del diseño estructural de la famosa Torre Eiffel de París, construiría el esqueleto que serviría de base para esculpir las 350 piezas que conforman la obra. Dentro de esa fina piel de cobre hay un marco de hierro forjado que conforma la estructura principal de la estatua, y es muy similar a la torre que construyó en París unos años después.

La fuerza de la estatua procede del gran pilón central formado por cuatro columnas reforzadas con vigas diagonales cruzadas. Esto soporta un segundo marco de acero que se une a la piel de la estatua mediante varillas flexibles y tiras de metal. Estas tiras se sujetan con abrazaderas de cobre para que las dos capas se puedan mover de forma independiente. Las conexiones entre la piel y el esqueleto actúan como un resorte permitiendo que la estatua se balancee y flexione.

Hay mucho movimiento de la piel con relación a la estructura interior. Si no pudiera moverse se requebraría poco a poco. Esta técnica de resorte fue la primera de su clase, y allanó el camino para muchas otras estructuras de gran altura. En el momento en el que Eiffel diseñó este marco, fue uno de los mejores del mundo. Es un diseño revolucionario para 1880. Hoy en día incluso utilizando mejores materiales y técnicas de construcción, no estoy seguro de que pudiésemos hacerlo mejor.

Por fuera, la estatua de la libertad se parece a los dioses del mundo antiguo, pero por dentro es una maravilla de la ingeniería moderna. 

¿Cuánto costó?

Todos los medios de la época se utilizaron para facilitar su construcción: artículos en la prensa, espectáculos, banquetes, impuestos, loterías, etc. Varias ciudades francesas, el Consejo General, la cámara de comercio, el Gran Oriente de Francia y más de 100.000 particulares hicieron donaciones para la construcción de la estatua.

Antes de que finalizara el año 1875, los fondos ascendían a un total de 400.000 francos, pero el presupuesto se incrementó posteriormente hasta 1.000.000 de francos de la época. No fue hasta 1880 cuando se recogieron el total de los fondos en Francia.

La cabeza y los gigantes hombros de la Libertad causaron mucha expectación durante su exposición en la Exhibición Universal de París en julio de 1878. El busto estaba en el Campo de Marte y los turistas pagaban un pequeño precio por entrar y ascender hasta la corona.

exhibicion Paris estatua de la libertad 1878
La muestra del busto de la Estatua de la Libertad fue la gran atracción de la Exposición Universal de París de 1878.

Las donaciones francesas no llegaron solo en forma de dinero. Al enterarse de que el ingeniero Eugcnc Viollct-le-Duc había recomendado que la estatua fuera construida en cobre, el industrial Fierre-Eugene Secretan donó 58.000 kilogramos de este metal a la Unión Franco-Americana. La cantidad total de cobre utilizado en la construcción de la estatua fue de 90.718 kilogramos.

Mientras tanto, en Estados Unidos, se hicieron presentaciones teatrales, exposiciones de arte, subastas, así como combates de boxeo profesional para recaudar fondos para la construcción. Poca gente sabe que la construcción del pedestal tuvo que ser suspendida en varias ocasiones por falta de fondos, y que gracias a la campaña organizada por el editor estadounidense Joseph Pulitzer, el proyecto pudo seguir adelante.

pulitzer estatua de la libertad
Portada del New York World donde se puede ver el artículo de Pulitzer.

Pulitzer publicó en portada los nombres todos los contribuyentes, sin importar la cantidad que donasen. La campaña consiguió captar la atención de los neoyorquinos, especialmente cuando pudieron leer notas como: “Un grupo de niños envió un dólar correspondiente al dinero que habían ahorrado para ir al circo”.

El nuevo Museo de la Estatua de la Libertad contiene la antorcha original hecha en vidrio y metal

La campaña llegó a su fin el 11 de agosto de 1885, cinco meses después de su inicio, convirtiéndose en un éxito y, sin saberlo, en uno de los primeros y más sonados casos de crowfunding.

Además, para ayudar a recaudar dinero, Bartholdi hizo que el brazo derecho de la estatua con la antorcha se expusiera en una feria en Filadelfia. A la gente le encantó la idea, pagó dinero por acceder a verla por dentro, pero sobre todo su imponente imagen sirvió para extender la confianza en el grandioso proyecto.

antorcha estatua libertad filadelfia
Mano con antorcha instalada en la feria de Filadelfia para recaudar fondos para el pedestal.

La ceremonia del ensamblaje en París en 1881

El 24 de octubre de 1881, Levi Parsons Morton, el embajador estadounidense en Francia, insertó el primer remache en la construcción de la Estatua de la Libertad. Esta era la etapa que todos esperaban: empezaba el encaje de las piezas de la diosa sobre su recién diseñado armazón de hierro. El final estaba más cerca.

construccion estatua libertad en paris
A la izquierda Ceremonia del Remache, en el centro la estructura a mitad de la construcción y a la derecha por completo.

La estatua se terminó por completo en 1884. Bartholdi informó a los Estados Unidos que había terminado el proyecto y que deseaba mantener la estatua en París hasta el 4 de julio de ese año, fecha en la que se celebró la ceremonia que formalizó la donación.

escrito de donacion de la estatua de francia a estados unidos
Escrito de donación de la estatua de Francia a Estados Unidos.

Construcción del pedestal

La estatua se desmonta a principios del año 1885 y sus fragmentos se distribuyen en más de 200 cajas de madera. Sale de Rouen, Francia, a bordo del barco L’Isère el 21 de mayo de 1885 y llega a la bahía de Nueva York el 17 de junio.

Pero la construcción del pedestal en la isla de Bedloe, pagada por los estadounidenses, no estaba terminada para entonces. Su diseño se confió en 1881 a Richard Morris Hunt, un conocido arquitecto, y el lugar elegido para la construcción estaba supervisado por el ingeniero jefe Charles Pomeroy Stone.

Día de colocación de la primera piedra, en 1884. La incesante lluvia fue también protagonista.

 

La construcción tuvo lugar entre el 9 de octubre de 1983 y el 22 de agosto de 1886. La primera piedra, simbólica, se colocó oficialmente el 5 de agosto de 1884, 10 meses después del inicio del trabajo. Sucedió en un día lluvioso, en presencia de numerosos funcionarios.

Esta piedra se selló dejando un espacio, una especie de caja del tiempo en la que se colocaron diferentes objetos pertenecientes a los miembros presentes en ese momento, pero también una copia de la Declaración de Independencia de los Estados Unidos.

Trabajadores junto al pedestal, en mayo de 1884.

El estilo es neoclásico, es un estilo sorprendente y normal. Se trató de una elección sorprendente, porque ese estilo ya había sido abandonado en las últimas décadas. Sin embargo, fue una elección natural cuando se atiende al objetivo fundamental, es decir, magnificar la estatua en sí. Un elemento arquitectónico más nuevo, habría gozado de protagonismo propio y todos tenían claro que las miradas debían irse a lo más importante: la grandeza de la Estatua de la Libertad.

invitacion inauguracion estatua de la libertad
Invitación al acto inaugural de la Estatua de la Libertad el 28 de octubre de 1886.

La inauguración tuvo lugar el 28 de octubre de 1886. Para ello, se pronunció un discurso en la isla y se realizó un desfile naval en la Bahía de Nueva York. Entre las autoridades presentes, destacó la presencia del presidente de EEUU, Grover Cleveland, el almirante Benjamin Jaurès, el general Pélissier, los diputados Spuller y Desmons, Ferdinand de Lesseps, A. Lefaivre, Chauncey M. Depew o el reverendo Richard S. Storrs.

En su discurso inaugural, el presidente quiso mostrar agradecimiento a Francia y aprovecharlo para mostrar el impulso de los gobiernos basados en democracia. Estas fueron sus palabras:

“El pueblo de los Estados Unidos acepta con gratitud de sus hermanos de la República Francesa la gran y completa obra de arte que inauguramos aquí. Esta muestra del afecto y la consideración del pueblo de Francia demuestra el parentesco de las repúblicas, y nos transmite la seguridad de que en nuestros esfuerzos por recomendar a la humanidad la excelencia de un gobierno basado en la voluntad popular, todavía tenemos más allá del continente americano un aliado firme.

No estamos aquí hoy para inclinarnos ante la representación de un dios feroz y guerrero, lleno de ira y venganza, sino que contemplamos alegremente nuestra propia deidad vigilando y protegiendo las puertas abiertas de América. En lugar de agarrar en su mano los rayos del terror y de la muerte, sostiene en alto la luz que ilumina el camino hacia la liberación del hombre. No olvidaremos que la libertad aquí la ha hecho su hogar; ni su altar escogido será descuidado. Los devotos voluntarios siempre mantendrán vivos sus fuegos, y estos brillarán en las costas de nuestra república hermana en el Este. Reflejada desde allí, una corriente de luz atravesará la oscuridad de la ignorancia y la opresión del hombre, hasta que la libertad ilumine al mundo“.

La Estatua de la Libertad en la inauguración.
La Estatua de la Libertad luce por primera vez en Estados Unidos.

Debido a la apertura en 1892 de la aduana de inmigrantes en la vecina Isla Ellis, la estatua se convirtió en el símbolo de todos aquellos que emigraron a EE.UU. en busca de una vida mejor.

Galería de fotos con el proceso de construcción